Archive for julio, 2014

Un gato en Nueva York

A veces la suerte está de cara, como me ha pasado hoy.

Mi jefe me ha regalado un viaje a Nueva York para 2 personas, por haber superado los objetivos de ventas de este año.

¡ Qué contento se va a poner mi novio cuando se lo diga !

Pero como con cada buena noticia siempre viene una mala, hay una problema que tengo que solucionar: quién cuida de mi gato. No es que mi gato sea un problema, al revés, le quiero más que a nada en el mundo. El problema es que si nos vamos los 2 de casa no sé quién se va a ocupar de él durante toda una semana. Si se tratara de un perro, tendría más fácil solución según me ha contado mi veterinario en su blog (pincha aquí). 

Pero mi gato Fortunato…¿qué voy a hacer con él?

La verdad es que me apetecería mucho llevármelo de vacaciones, aunque no sé si él disfrutaría del viaje en avión, del ruido, de la gente, estar fuera de casa tanto tiempo…aunque él también se merecería unas vacaciones (pincha aquí para ver el vídeo)

Los gatos saben vivir mejor que nadie, no te parece ?

De vez en cuando, hay que descansar, perdón, seguir descansando…

Hasta aquí, un pequeño relato de una situación que puede ser muy real. Bueno, quizá el jefe no tanto, pero la situación sí.

Para irnos con nuestro perro tenemos que hacer una serie de preparativos que puedes leer en este post. En el caso de los gatos aconsejamos otra cosa, siempre que sea posible, claro. 

A los gatos les gusta su territorio conocido, su casa. Sacarlos de su entorno habitual suele ser una causa de estrés, y es mucho peor que llevarlos con nosotros. La mejor solución es que alguien de confianza (amigo, familiar, vecino, paseador) vaya a nuestra casa a diario, o cada 2 días, para limpiar el arenero, ponerle agua fresca, rellenar su comedero, jugar un poco con él, y darle su medicación si fuera necesario.

Además, si estamos de vacaciones, nos vamos a sentir mal por estar fuera de casa y dejarle solo. Porque quedarnos con él en un apartamento, sin salir, en lugar de ir a la playa no tiene mucho sentido ¿ no ? Para eso Fortunato está mejor en casa. Si al lugar al que vamos es una casa conocida por el gato, porque ha ido allí desde pequeño (casa del pueblo, de la playa, etc) no hay ningún problema, estará tan bien como siempre.

Pero esto no debería ser un monólogo, nos gustaría que nos contaras tu experiencia personal con tu gat@.

También puedes leer este post con más información, además de lo que escriben nuestros amigos de ARGOSPET-MAGAZINE.

Anuncios

1 julio 2014 at 11:34 Deja un comentario


Follow salud para perros y gatos on WordPress.com