Posts tagged ‘gato’

¿Comprar un gato? No sin mi veterinario

¿Estás pensando en compartir tu vida con un gato?

Mi gato Fortunato

Mi gato Fortunato

A mí me encantan, tengo 2 en casa: Fortunato y Jacinta, 2 gatos europeos que aparecieron en la puerta de casa…

Aunque soy más partidario de la adopción, reconozco que hay razas de gato espectacularmente bonitas. Y con características especiales de carácter y belleza que te permiten casi saber cómo va a ser tu gato antes de conocerlo. Con los gatos comunes no sabremos cómo serán hasta que no convivamos con ellos.

Debes saber que hay muchísimas razas de gato, además de los persas, siameses, exóticos, british…hay que conocerlas bien y estar seguros de que proceden de un criador/a de confianza.

Si no conocéis ningún criador especializado en la raza que queréis, hay webs, como Portal del Criador, que están especializadas en la venta de gatos a través de criadores certificados con afijo.

Porque mucha gente se hace llamar o se hace pasar por criador, cuando simplemente tienen a un macho y una hembra de la misma raza que ha tenido una camada.

Nada más lejos de la realidad. Un criador de verdad no solo tiene gatos con buena genética, demostrable con papeles, sino que trabaja en estrecha colaboración con su veterinario. No me refiero a que acude con ellos a la clínica cuando enferman, que también, sino que le visitan para sus análisis de revisión anuales, los llevan a vacunar y desparasitar conforme a los consensos internacionales. En resumen, delegan la salud de sus gatos en el médico veterinario.

¿Cuántas veces he visto cartillas de vacunación falsas con sellos de vacunas puestas por criadores? Desde luego, muchas más que de gatos vacunados por veterinarios.

Son gatos que no han sido revisados por un profesional, no han sido vacunados correctamente y que, en la mayoría de los casos, vienen con tantos o más parásitos y virus que cualquier gatito de la calle. Es vergonzoso que esto ocurra después de cobrar grandes sumas de dinero a personas de buena voluntad.

Lina

Pero también están los criadores honestos, los que de verdad quieren lo mejor para sus gatos y para los gatos que entregan a otras familias. Los que sienten verdadera pena al desprenderse de un gatito, pero que saben que han hecho lo mejor por ellos, para que sean felices en una nueva familia. Para ellos, mi gratitud y reconocimiento, porque aún son minoría.

Finalmente, si después de conocer todas las razas de gato te decides a comprar un gato o a adoptar uno, te recomiendo que veas este vídeo para conocerlos mejor en nuestro Canal de Youtube Centauro Veterinarios.

 

Miguel Ángel Valera

www.centauroveterinarios.com

Anuncios

22 diciembre 2015 at 0:51 Deja un comentario

Campaña esterilización perros y gatos 2015

¿Cirugía con anestesia inhalatoria o con anestesia local o inyectable? ¿Con intubación y monitorización o sin ella? ¿Con respirador automático o sin él? ¿Con 2 cirujanos y un anestesista o con un “hombre orquesta” que lo hace todo solo?
Los precios no pueden ser iguales si empleamos diferentes medios.
Aún así, vamos a hacer un precio especial para las esterilizaciones de perr@s y gat@s que se realicen entre Noviembre de 2015 y Febrero de 2016.
Las cirugías se realizan siempre por las mañanas de Lunes a Viernes. Los Sábados solo hacemos cirugías de urgencia, porque no nos gusta hacer una cirugía y no revisar al día siguiente al paciente.
En los perros, tanto machos como hembras, hacemos siempre un prequirúrgico, que consiste en una analítica de sangre y un electrocardiograma. El precio del prequirúrgico durante la campaña será de 59 Euros. Para ello el paciente tendrá que venir en ayunas 10 horas.
En los gatos, si su estado clínico es bueno y el test de Leucemia/Inmunodeficiencia es negativo, valoraremos la necesidad o no de hacer el examen prequirúrgico.
Las cirugías tienen los siguientes precios en campaña, en función del peso:

Perros:

– Machos de menos de 10 kg: 165 Euros
– Machos de 10 a 25 kg: 175 Euros
– Machos de 25 a 35 kg: 185 Euros
– Machos de más de 35 kg: 195 Euros

– Hembras de menos de 10 kg: 225 Euros
– Hembras de 10 a 25 kg: 255 Euros
– Hembras de 25 a 35 kg: 295 Euros
– Hembras de más de 35 kg: 325 Euros

Gatos:

– Machos: 95 Euros
– Hembras: 175 Euros

A estos precios hay que sumar el postoperatorio, que incluye el collar isabelino o “cucurucho” que les ponemos para que no se toquen la herida, el antibiótico y las revisiones, si son necesarias.
Los precios del postoperatorio dependen del peso, sea gato o perro, y son los siguientes durante la campaña:

– Menos de 10 kg: 36 Euros
– De 11 a 25 kg: 41 Euros
– De 25 a 35 kg: 47 Euros
– Más de 35 kg: 55 Euros

Nota importante: A todos estos precios hay que sumar el 21 % de IVA.

Intentaremos dar las citas con la mayor agilidad posible en el 91 619 27 95, en horario de consulta, de 10 a 14 y de 17 a 20,30 h de Lunes a Viernes y Sábados mañana.

Más información en http://www.centauroveterinarios.com

1 noviembre 2015 at 17:09 32 comentarios

Insuficiencia renal en gatos

Mi gato se llama Fortunato y tiene 9 años, como su hermana Jacinta.

 

Mi gato Fortunato

Mi gato Fortunato

Su hermana Jacinta

Su hermana Jacinta

Les acabamos de hacer sus análisis de control anuales y, afortunadamente, están bien los dos. Este año, además, les hemos hecho una radiografía panorámica de tórax y abdomen, un análisis de orina y una ecografía de abdomen. Con un poco de paciencia, hemos medido también la presión arterial.

¿Por qué?

Porque a partir de los 8 años, los gatos entran en una edad madura. No quiere decir que sean viejos, pero sí que pueden empezar a deteriorarse las funciones de algunos órganos vitales sin que seamos capaces de detectarlo nosotros si no hacemos pruebas.

Y los órganos que más frecuente y tempranamente se dañan en los gatos son los riñones, la función renal. En parte porque los felinos, desde siempre, son capaces de sobrevivir sin ingerir apenas agua, la que tienen las presas que cazan y poco más; así que tenemos un pequeño hándicap de partida. Si a esto le sumamos que la mayoría comen pienso seco como único alimento, favorecemos que los riñones sufran a diario y acaben fallando.

¿Cómo podemos diagnosticar una insuficiencia renal?

El primer paso consiste en una analítica sanguínea para comprobar los niveles de urea, creatinina y proteínas totales, así como un análisis de orina para ver si pierde proteínas. Un siguiente paso sería analizar los electrolitos en sangre (fósforo, potasio, sodio, etc.) para evaluar las pérdidas. Una vez confirmado el problema, para completar el estudio, se deben hacer radiografías de abdomen, ecografías y medir la presión arterial.

En función de la gravedad del problema renal, se tratará al paciente con medidas dietéticas solamente, o administrando fármacos para mejorar la filtración de los riñones, o suplementos de electrolitos, o productos que los eliminan si están en exceso. El tratamiento lo valorará el veterinario de común acuerdo con el cuidador del gato, ya que a veces el paciente no colabora mucho para recibir la medicación, y si pretendemos dar más fármacos de los que el gato tolera, al final no le podremos dar ninguno. Con un gato colaborador podremos hacer el tratamiento ideal.

¿Qué podemos hacer para que nuestro gato no tenga una insuficiencia renal, o que ésta aparezca lo más tarde posible?

  • Lo primero, que nuestro gato tenga siempre pienso seco de gama alta disponible y agua a su disposición, pero que también le ofrezcamos a diario o cada 2 días una pequeña ración de comida húmeda (lata) o semihúmeda que nos asegure una ingestión mínima de agua diaria.
  • Desde el año hasta los 7 años de edad hacerle una analítica de sangre anual para evaluar los parámetros básicos de la función renal, hepática, la existencia o no de anemia, infecciones, etc. Detectar una enfermedad a tiempo es el primer paso para controlarla o curarla.
  • A partir de los 8 años, si los análisis siguen bien, pasar de la dieta de adultos a una senior o mature, que esté adaptada a las necesidades del gato.
  • Si el gato es poco bebedor, comprar una fuente recirculante de agua, para estimularle a beber. También trucos como echarle un poco de caldo de pollo (o leche) en el agua puede hacer que beba más. Pero no funcionan con todos los gatos.

Si quieres saber algo más, no tienes más que escribirnos e intentaremos contestar a tus preguntas.

Si te ha parecido interesante, por favor compártelo 🙂

¿Quién es Miguel Ángel Valera?

14 octubre 2014 at 23:37 Deja un comentario

Cómo hacer un buen plan antiparasitario interno para tu mascota

¿Mi perro y yo estamos correctamente protegidos frente a los parásitos intestinales?

¿Tengo que darle algún antiparasitario a mi gato aunque no salga de casa?

Son dos preguntas que no deben quedar sin respuesta al acabar de leer este artículo.

Empecemos con los gatos.

Sí, efectivamente, la mayoría de los gatos no salen a la calle, por lo que son menos susceptibles de infestarse de parásitos, estamos de acuerdo. Pero no están libres de hacerlo, ya que nosotros sí que salimos y pisamos el suelo con nuestro calzado, y ya sabes lo mucho que les gusta a los gatos restregarse con nuestra ropa, zapatos, etc. Y lo bien que se lavan luego el cuerpo…así que también pueden parasitarse.

Conchita es nuestra directora médica

Nos encantan los gatos

Como el riesgo es más bajo que en los perros, recomendamos desparasitaciones trimestrales para los gatos, al menos para los caseros. Si se trata de un gato outdoor (de los que entran y salen), no estaría de más hacerlo cada 2 meses.

Según el peso del gato, el veterinario aconsejará el producto más adecuado para ese paciente, y podremos elegir entre un formato de pastilla oral o de pipetas que se ponen en la piel. Ojo con las dosis y el producto empleado, por eso hablo de que se debe consultar con un veterinario, para evitar intoxicaciones.

En los perros adultos (los cachorros es otro cantar), como salen a diario, están más expuestos que los gatos, por lo que recomendamos la desparasitación cada 2 meses. Sí, ya sé que la mayoría de los laboratorios aconsejan la desparasitación trimestral, pero te voy a explicar el porqué.

Desparasitamos cada 2 meses, si el riesgo es el habitual

Es fundamental desparasitar correctamente a nuestro perro

El ciclo de muchos nematodos (lombrices o vermes redondos) dura unas 3 semanas, aunque no es tan peligroso como cuando hablamos de las tenias. La Tenia Echinococcus, la que produce el quiste hidatídico (en el hígado) de las personas, tiene un ciclo de vida que va de las 6 a las 9 semanas. Eso son 1,5 a 2 meses. Y eso sí que es peligroso para nosotros.

Tan es así que si estamos hablando de un perro de caza, que sale al campo y está cobrando piezas parasitadas con frecuencia, recomendamos una desparasitación cada mes y medio. Para los demás perros, hacerlo cada 2 meses nos parece razonable, además de hacer –al menos una vez al año- un análisis de heces del perro.

¿Lo haces así? ¿Tienes alguna duda?

Para más información, puedes consultar a nuestros amigos de Argos Pet Magazine. ¡ Pincha aquí !

Si nos escribes intentaremos resolverla, gracias por compartir el post 😉

12 octubre 2014 at 18:42 Deja un comentario

¿ Es necesario que vacune a mi mascota ?

Es la típica pregunta que podemos hacernos con nuestro perro o gato, incluso con nuestros hijos, a la hora de vacunarles contra cualquier enfermedad vírica. Y tiene que venir un brote de rabia, o de ébola, para darnos cuenta de lo importantes que son, para darnos cuenta de que podemos morir si no estamos protegidos.

Cuando la cosa está tranquila, incluso los políticos se encargan de modificar los calendarios vacunales para ahorrar dinero, o vacunar cada 2 ó 3 años según en qué comunidad. Estamos hablando de enfermedades contagiosas y, en muchos casos, mortales tanto en humana como en veterinaria.

Craso error.

La inmunología, que es la ciencia que se ocupa de cómo funcionan nuestras defensas -en humanos y en animales- no son matemáticas. No siempre ocurre lo que se espera. Los mecanismos por los cuales funcionan las vacunas son diferentes según de qué enfermedad hablemos. Intentaré explicarme.

Hay vacunas en las que el mecanismo de acción consiste en inocular una pequeña cantidad de virus -en unas ocasiones vivo, en otras muerto- para que sea nuestro organismo el que reaccione -si se produce una infección- produciendo anticuerpos suficientes para enfrentarse al problema. Pero en otras, lo que hace la vacuna es “engañar” al sistema de defensas, ya que solo inyectamos una proteína del virus para conseguir el mismo fin.

Por lo tanto queda claro: las vacunas son necesarias. La segunda pregunta que surge sería la siguiente: ¿cada cuánto tiempo tengo que revacunar a mi mascota?

En www.centauroveterinarios.com puedes pinchar en la pestaña "igualas" y ver qué está incluido en cada una

En la iguala se incluyen una serie de servicios que puedes ver si visitas nuestra web

La mayoría de las vacunas de perros y de gatos tienen una eficacia mínima de un año pero, dependiendo de cada individuo, si se ha hecho un correcto protocolo vacunal los dos primeros años, podrían durar al menos 2 años salvo alguna excepción: la Leptospirosis en perros, y la rabia en ambas especies al tratarse de una zoonosis (enfermedad transmisible al hombre). En estos casos la revacunación debe ser anual.

¿Cómo saber si mi mascota necesita ser revacunada o no este año?

Desde hace 7 años, en Centauro, nuestros planes de salud ya contemplan la vacunación cada 2 años en perros y gatos a partir del tercer año de vida. Preferimos evitar el gasto en la vacuna e invertir ese dinero en hacer una analítica de control anual que nos permite confirmar que nuestra mascota está bien; y que podemos vacunarla cada 2 años frente a algunos virus. Pero solo lo hacemos en animales controlados y correctamente vacunados.

Todo esto está a punto de cambiar, porque lo que dicta la lógica es saber -en lugar de suponer- si mi mascota necesita la vacuna o no.

En los próximos meses tendremos disponibles unos tests que nos permitirán hacerlo posible. Hasta ahora, podíamos mandar la sangre de la mascota al laboratorio y detectar la cantidad de anticuerpos frente a cada una de las enfermedades. Pero a un precio muy, muy elevado. Ya estamos en pruebas con unos tests, a un precio asequible (algo más caro de lo que cuesta una vacuna) que nos permitirán saber el estado de las defensas de nuestros amigos.

Podremos evaluar la respuesta de anticuerpos a la vacunación o la infección por Parvovirus Canino, Virus del Moquillo Canino o Virus de la Hepatitis infecciosa en el caso de los perros, y Calicivirus, Herpes y Panleucopenia en caso felino. En el caso de los perros, sabríamos si tenemos que poner la polivalente o solo la leptospirosis, y en los gatos si la triple es necesaria o no, basándonos en los niveles de anticuerpos que tenga nuestra mascota.

Ya lo sé, faltan enfermedades por testar, pero es un primer paso, un gran paso para cuidarles mejor.

¿No te parece?

Si quieres saber más, pincha aquí para ver el video 😉

 

17 septiembre 2014 at 1:29 Deja un comentario

Mi gato ¿está bien alimentado?

¿Lo estaré haciendo bien?

¿La comida que le doy es adecuada y de buena calidad?

¿Tendría que cambiarle de comida de vez en cuando?

A la primera pregunta podrás contestar después de conocer las respuestas a las otras dos, pero vayamos al grano.

No todas las dietas comerciales son igual de buenas. Ni por salir en la tele son mejores que las que no salen. Y las caras suelen ser mejores que las baratas. Como comprenderás, no te van a vender un saco de 1,5 kg con carne de pollo por menos de 20 Euros. Lo mejor es que consultes en tu clínica veterinaria, donde te recomendarán las 3 ó 4 marcas en las que todos los veterinarios estamos de acuerdo respecto a su calidad.

Pero es necesario saber cómo se alimentan los gatos, sus costumbres, para hacerlo bien y no equivocarnos. Y para el resto de cosas que necesitas saber, pincha en este enlace para ver el vídeo.

Los felinos, en la naturaleza, capturan presas y no beben demasiado. De hecho, son capaces de sobrevivir días sin beber y tienen la capacidad de concentrar mucho la orina y recuperar casi todo el agua, por eso huele tan fuerte algunas veces. Eso no quiere decir que sea bueno para su sistema renal, pero nos ayuda a comprender algunas cosas.

Elegantes, curiosos, ágiles, los gatos son compañeros especiales para disfrutar viéndolos

Toi condío

Lo primero, que la cantidad de proteína que necesitan es mucho más elevada que la de un perro, por eso el pienso de gatos es siempre más caro que el de perros. Es más caro el pollo que el arroz, por ejemplo. Lo segundo, que hay que facilitar que ingieran suficiente agua para proteger sus riñones, ya que lo mayoría no son muy “bebedores” por naturaleza. Dándoles un buen pienso compuesto conseguimos que las proteínas estén en cantidad suficiente, y para hacerles beber tenemos 2 estrategias que pueden ser complementarias:

-Que tengan fácil acceso al agua, poniéndoles varios bebederos en la casa, o fuentes que recirculan agua, ya que les gusta mucho ver el agua correr. No es buena idea -por cara y poco ecológica- dejar un grifo siempre a medio cerrar…

-Darles diariamente una pequeña cantidad de alimento húmedo (latas o bolsas con alimento blando) para asegurarnos una ingestión mínima de agua. El alimento húmedo que sea de las mismas marcas que el alimento seco, de buena calidad.

Verás que insisto mucho en el tema de la calidad del alimento. ¿ Por qué ?

Porque hay serios problemas de salud relacionados con una alimentación de mala calidad, como una insuficiente cantidad de aminoácidos necesarios (como la taurina), o el pH de la orina del gato, que depende de lo que coma. Si este pH (que mide si la orina es ácida o básica) no es el adecuado, conllevará a la formación de cálculos en la vejiga y los riñones, con la consiguiente urgencia y/o cirugía de nuestro gato.

En cuanto a la conveniencia de darle siempre la misma comida o no a nuestro gato, os invito a pinchar en este enlace donde explicamos cómo debemos actuar para educarle desde pequeño.

Si te ha gustado este post compártelo en redes sociales con tus amigos, especialmente si tienen gato 😉

Esperamos tus comentarios, nos interesa lo que puedas aportar sobre el tema.

 

8 septiembre 2014 at 10:48 2 comentarios

Un gato en Nueva York

A veces la suerte está de cara, como me ha pasado hoy.

Mi jefe me ha regalado un viaje a Nueva York para 2 personas, por haber superado los objetivos de ventas de este año.

¡ Qué contento se va a poner mi novio cuando se lo diga !

Pero como con cada buena noticia siempre viene una mala, hay una problema que tengo que solucionar: quién cuida de mi gato. No es que mi gato sea un problema, al revés, le quiero más que a nada en el mundo. El problema es que si nos vamos los 2 de casa no sé quién se va a ocupar de él durante toda una semana. Si se tratara de un perro, tendría más fácil solución según me ha contado mi veterinario en su blog (pincha aquí). 

Pero mi gato Fortunato…¿qué voy a hacer con él?

La verdad es que me apetecería mucho llevármelo de vacaciones, aunque no sé si él disfrutaría del viaje en avión, del ruido, de la gente, estar fuera de casa tanto tiempo…aunque él también se merecería unas vacaciones (pincha aquí para ver el vídeo)

Los gatos saben vivir mejor que nadie, no te parece ?

De vez en cuando, hay que descansar, perdón, seguir descansando…

Hasta aquí, un pequeño relato de una situación que puede ser muy real. Bueno, quizá el jefe no tanto, pero la situación sí.

Para irnos con nuestro perro tenemos que hacer una serie de preparativos que puedes leer en este post. En el caso de los gatos aconsejamos otra cosa, siempre que sea posible, claro. 

A los gatos les gusta su territorio conocido, su casa. Sacarlos de su entorno habitual suele ser una causa de estrés, y es mucho peor que llevarlos con nosotros. La mejor solución es que alguien de confianza (amigo, familiar, vecino, paseador) vaya a nuestra casa a diario, o cada 2 días, para limpiar el arenero, ponerle agua fresca, rellenar su comedero, jugar un poco con él, y darle su medicación si fuera necesario.

Además, si estamos de vacaciones, nos vamos a sentir mal por estar fuera de casa y dejarle solo. Porque quedarnos con él en un apartamento, sin salir, en lugar de ir a la playa no tiene mucho sentido ¿ no ? Para eso Fortunato está mejor en casa. Si al lugar al que vamos es una casa conocida por el gato, porque ha ido allí desde pequeño (casa del pueblo, de la playa, etc) no hay ningún problema, estará tan bien como siempre.

Pero esto no debería ser un monólogo, nos gustaría que nos contaras tu experiencia personal con tu gat@.

También puedes leer este post con más información, además de lo que escriben nuestros amigos de ARGOSPET-MAGAZINE.

1 julio 2014 at 11:34 Deja un comentario

Entradas antiguas


Follow salud para perros y gatos on WordPress.com